Inicio Archivos diarios
Archivos diarios

10 octubre, 2018

Lectura del santo evangelio según san Lucas 11,1-4

Una vez que estaba Jesús orando en cierto lugar, cuando terminó, uno de sus discípulos le dijo: «Señor, enséñanos a orar, como Juan enseñó a sus discípulos.» Él les dijo: «Cuando oréis decid: «Padre, santificado sea tu nombre, venga tu reino, danos cada día nuestro pan del mañana, perdónanos nuestros pecados, porque también nosotros perdonamos a todo el que nos debe algo, y no nos dejes caer en la tentación.»»

Palabra del Señor. Gloria a Ti, Señor Jesús

Meditación
El ejemplo de Jesús que ora en todas las circunstancias de la vida despierta en sus discípulos el deseo de aprender a rezar como Él: “Señor, enséñanos a orar”. Jesús es el maestro de oración que enseña la vida de comunión con Dios Padre por medio de las palabras y el testimonio.

¿No sabían rezar los discípulos de Jesús? ¿Acaso desde pequeños no aprendían a cumplir con sus prácticas religiosas? ¿Qué era ese algo más que ellos querían? La actitud de Jesús despierta en sus discípulos un movimiento de intimidad más profunda; es verdad que ellos recitaban los salmos y las oraciones diarias que hacían en sus visitas a la sinagoga; pero no bastaba, querían algo más. La vida de oración constante del Maestro, despierta en ellos la necesidad de una espiritualidad que da un sentido profundo a la acción. La oración, no es solo un instante de la jornada: ora porque vive en la voluntad de Dios y convierte su vida en una plegaria constante.

A la petición de los apóstoles, Jesús respondió: «Cuando oréis, decid: Padre, santificado sea tu Nombre, venga tu Reino…”. Vemos que Lucas, presenta cinco peticiones; las dos primeras referidas a la relación con Dios y las tres últimas a la relación entre nosotros. La introducción de la oración expresa la nueva relación con Dios: Él es nuestro Padre en el que se fundamenta la fraternidad; como hijos santificamos su nombre. Él es el Dios que libera de la opresión y nos dice: “no tengas miedo que contigo estoy”. Precisamente éste es el anuncio que hace Jesús: “su Reino ha llegado” para colmar la vida de la persona y de la comunidad y por esto en su voluntad se encuentra la plenitud de la vida.

La oración abre al creyente a la confianza en la Providencia Divina que se hace realidad en el compartir y la fraternidad de los hermanos. El pan, signo de la unidad y la solidaridad, hace que nos abramos a una convivencia que garantiza el que ninguno venga excluido; antes bien, la presencia de los hijos de Dios se convierte en pregón y acción en contra de la injusticia, la desigualdad y la indiferencia ante la necesidad del otro.

Así, la fraternidad que brota de la presencia del Reino de Dios nos abre al perdón y a la reconciliación. Con Jesús todo comienza de nuevo. Como Él ha cancelado nuestra deuda ofreciéndonos gratuitamente la Redención, además nosotros experimentamos la liberación interior de todo odio, resentimiento y enemistad que dividen la comunidad. El creyente reconociéndose con su historia sabe perdonarse y perdonar.

La última petición presentada por Jesús en el evangelio de San Lucas es “no nos dejes caer en la tentación”. Sí, es la súplica de la humildad capaz de reconocer la necesidad de la fortaleza de Dios en la fragilidad del hombre; es la petición que nos lleva a buscar el refugio en Él para no hacer nuestro propia voluntad alejándonos de la Fuente de la vida, Cristo el Señor.

También, hoy digámosle al Señor que nos conceda un verdadero espíritu de oración que nos lleve a cultivar la comunión con el Señor y con los hermanos.

10 octubre, 2018
0 Facebook Twitter Google + Pinterest

Han comenzado los trabajos de reparación del órgano de la Iglesia nueva de Santa Cruz, pieza que llevaba más de treinta años sin someterse a una revisión en profundidad.

La actuación conlleva el desmontaje de toda la tubería para proceder a la limpieza interior del instrumento, aplicar un tratamiento anticarcoma y ajustar los secretos de los demás elementos.

Una vez realizada esta tarea, se procederá a actuar en otros elementos del órgano que se encuentran en mal estado, como son la consola, la caja y fachada, el mueble, etcétera.

Una vez culminados los trabajos de limpieza y reparación de elementos, se procederá a la afinación general del instrumento para que pueda ser utilizado en las mejores condiciones de calidad musical.

Hace dos años ya se había realizado una sencilla intervención que consistió en la reposición de algunos tubos, afinación y reparación del mueble, así como recuperación de algunos elementos e iluminación .

Esta intervención supone la continuación del plan de recuperación de todo el patrimonio parroquial -templos, locales, casa rectoral, vasos litúrgicos, etc…- así como la adquisición de nuevos artículos.

10 octubre, 2018
2 Facebook Twitter Google + Pinterest

En distintas ocasiones, en homilías dominicales y encuentros de grupos, hemos apelado a la necesidad de renovarnos para una nueva evangelización. Y esta renovación pasa sin duda por los jóvenes.

Si analizamos las actividades y grupos de la parroquia podíamos pecar de autocomplacientes y decir que todo va bien pero no estaríamos ajustándonos a la realidad. Jóvenes, enfermos, alejados entre otros muchos necesitan una atención especial que aún no cubrimos correctamente. Por eso este curso queremos impulsar la Pastoral Juvenil en la parroquia.

Aprovechando que este año de la Vigilia de la Inmaculada se celebra en Santa Cruz hemos creado un grupo formado por chicos y chicas que serán los responsables de esta misión y de muchas otras. El pasado domingo han querido darse a conocer ejerciendo el Ministerio de Acogida para los niños que acudían por primera vez al Templo. Les esperaron en la puerta y, en pequeños grupos, les acompañaron a la capilla del Santísimo a saludar a Jesús, dándoles así su primera catequesis y acompañándoles a los bancos que ocuparían durante la celebración.

Esta acción de acogida la repetirán a lo largo de todo el mes de octubre hasta que termine la inscripción del Catecismo. Pero no es la única. Nos invitan a unirnos a la reunión que todos los miércoles a las ocho celebrarán para preparan todas sus actividades: marchas, acciones solidarias, campamentos, etc…

La Pastoral Juvenil Parroquial es la acción organizada de la Iglesia a favor de los adolescentes y jóvenes, presentes en la comunidad parroquial, para propiciar que asuman los valores del Evangelio como fruto del encuentro con Jesucristo e insertados en el dinamismo de la diócesis de Santiago

El objetivo es que vivan un proceso de toda la vida, en continua conversión y maduración personal y comunitaria, que los lleve a la comunión y a la solidaridad, para transformar su propia historia y la de la humanidad, difundir el Evangelio, transformar las estructuras sociales, construir la civilización del amor y alcanzar la santidad desde la parroquia.

La Pastoral Juvenil no es sólo el conjunto de acciones a favor de los grupos presentes en la Parroquia, comprende los planes y las acciones a favor de los adolescentes y jóvenes que viven en el territorio parroquial y que quizá están alejados de la Iglesia, tienen actitudes contrarias a ella o la rechazan o viven en situaciones críticas.

Día: todos los miércoles
Hora: 20:00 hh
Lugar: locales de Santa Cruz
Destinatarios: Jóvenes a partir de 14 años

10 octubre, 2018
2 Facebook Twitter Google + Pinterest